Visitar Ademuz: la gran olvidada de la Comunidad Valenciana

Ademuz visitar

Cuando te hacen pensar en Valencia, inevitablemente tan solo podemos pensar en su capital, o como mucho en alguna ciudad costera que goce de cierta fama, como Gandía o Cullera por ejemplo. Pero, si te fijas bien, en su mapa, en la zona más al oeste, hay un pequeño rincón que merece ser visitado. Si visitar Ademuz está entre tus planes, esta es la información que necesitas saber.

Historia de Ademuz

Si no comprendieses la historia de este pueblo, tal vez nunca llegarías a entender por qué forma parte de la Comunidad Valenciana y no de otra comunidad.

Habitada desde la época de los íberos, también hizo que los romanos se fijasen en ella. De hecho, fue durante esta época cuando construyeron algunos de los monumentos más importantes de la zona, como por ejemplo el Castillo de Castielfabib.

En el siglo VIII, el territorio pasó a manos de los musulmanes, quienes permanecieron allí durante más de cinco siglos. Durante esta época, ya empezó a pasar por diferentes manos. Primero perteneció al taifa de Alpuente, después al de Albarracín y, finalmente, pasó a manos de los almohades de Valencia. Cuando Jaime I El conquistador reconquistó la zona, estas pasaron a formar parte del territorio valenciano. Así pues, se constituyó oficialmente el Ricón de Ademuz entre 1259 y 1261.

Más adelante, cuando Napoleón llega a España, las tierras pasarían a manos de la Perfectura del Alto Guadalaviar. Esto hizo que volvieran a pertenecer a Valencia en 1823. Durante el período de la Guerra Civil, esta se vio muy afectada por el frente republicano de Teruel, convirtiéndose en uno de los territorios más afectados de toda España.

Tras esto, no vinieron buenos momentos para la comarca. Las crisis económicas y políticas no han beneficiado en ningún momento a la región, aunque ha habido ciertas épocas en las que la agricultura ha provocado ciertos repuntes de habitantes.

Actualmente, vive uno de los períodos más gloriosos, ya que la tranquilidad de su zona y el aumento de los períodos vacacionales está beneficiando a la comarca consolidándose como referencia de destinos rurales.

Cómo llegar a Ademuz

Su posición geográfica tampoco ayuda a que está sea fácil y accesible para todo el mundo. De hecho, no hay ningún transporte público que cubra la ruta. La única opción que tienes para llegar hasta allí es con tu propio coche. Para ello, puedes acceder desde Valencia, a través de la A3 y la N-330; desde Teruel a través de la N-330 o desde Cuenca a través de la N-420.

Ermita visitar Ademuz

Qué ver y hacer en Ademuz

Pese a ser un lugar pequeño, ofrece una gran variedad de alternativas, sobre todo en cuanto a opciones para entrar en contacto con la naturaleza se refiere. ¿Sabías que dos tercios de la superficie de Ademuz son de ámbito forestal? Así que corre a perderte por el área de Javalambre-Tortajada o por las estribaciones de la Sierra de Santerón, el Cabezo o Cerro Negro.

En cambio, si has llegado hasta aquí porque buscas aspectos más relacionados con el patrimonio artístico, también lo tiene. Puedes vivir el castillo de Castiefabib, la iglesia-fortaleza de origen medieval, la ermita de la Virgen de la Huerta o la iglesia del siglo XVIII que encontrarás en el centro del pueblo.

Si tu agenda te lo permite, también puedes venir a conocer el pueblo cuando se celebran sus fiestas grandes. Estas son del 12 al 15 de agosto. Aunque si no te viene bien, siempre puedes aprovechar para disfrutar de las de pueblos cercanos como Casas Bajas, que se celebran entre el 6 y el 8 de agosto; las de Casas Altas, del 12 al 16 de agosto; o las de Torrebaja, que son a finales del mes de agosto.

¡Ah! Y presta especial atención a la Fiesta de la Manzana Esperiega, un fruto típico de la zona que está sumamente adorado que le han dedicado una fiesta. ¿No te han entrado ganas de ir a conocer la zona?